Según informó hoy Epic Games en el sitio oficial de Fortnite, el juego implementará, a partir de la versión 11.20, soporte para la última API de Microsoft, DirectX12.

Al usar DirectX12, los jugadores de PC podrán obtener mejores y más estables FPS, dependiendo del procesador y la placa de video que tengan. Esto se debe a que DirectX12 ofrece un mejor rendimiento de CPU y permite la distribución de los trabajos de renderización a través de varios núcleos.

Además, el developer promete agregar características exclusivas de DirectX 12, aunque menciona que lo hará consultando previamente con la base de usuarios del juego.

“En el futuro, tenemos pensado añadir características a Fortnite que solo son posibles gracias a DX12. Darles la opción a los jugadores de usar DX12 antes de incorporar esas características, nos otorgará información valiosa para nuestros esfuerzos de desarrollo y nos ayudará a corregir cualquier error.

Si están interesados en ayudarnos a probar DX12, ingresen al juego y denle una oportunidad a la nueva opción.”