Tras más de una década de utilizar su tecnología desarrollada en 2004, Telltale finalmente decide reemplazar su motor gráfico para futuras aventuras. El nuevo motor elegido será Unity, que gracias a la frecuencia de actualizaciones y el constante crecimiento de la empresa, permitirá que Telltale se enfoque directamente en el contenido de sus juegos, en vez de tener que asignar parte de su equipo a modernizar su software.

El motor clásico está presente desde las aventuras de Sam & Max, Back to the Future y Monkey Island, y a pesar de haber recibido constantes mejoras, ya hace un par de años que se siente a destiempo con los avances de renderizado de gráficos. La última aventura en hacer uso de este soporte será The Walking Dead: The Final Season, y ya para los anunciados The Wolf Among Us: Season 2 y Stranger Things aprovecharán las novedades de Unity.

La noticia no solo es importante por el avance que significa para las aclamadas aventuras de Telltale, sino que también lleva a especular con el realismo gráfico en tiempo real que se han logrado en varias demos técnicas del motor, como también se pudo ver en los cortos animados ADAM, cuyo primer episodio dejamos a continuación.