Si bien Bandai Namco y FROM SOFTWARE se disculparon públicamente por la falta de optimización en la versión de PC de ELDEN RING y están trabajando para solucionar los problemas de caídas de FPS y bajo uso de GPU, ya están escuchando a la comunidad y han lanzado un nuevo parche que corrige algunos problemas menores.

En primer lugar, se han resuelto problemas que algunos usuarios estaban experimentando al iniciar el sistema anti-cheat «Easy Anti Cheat» (EAC). Para aquellos que no vayan a jugar online, este se puede desactivar creando el archivo «steam_appid.txt» en la carpeta del juego y editando con el texto «1245620».

Por otro lado, algunos usuarios se estaban quejando de los controles con el mouse (nosotros tuvimos que bajar la velocidad a a para hacer el análisis), de modo que el developer ha hecho algunos ajustes, aunque no se especifica bien cuales son las mejoras.

Por último, el parche 1.02.1 ha reducido el número de archivos necesarios que el juego necesita carga al entrar en una nueva zona, lo cual puede ayudar a reducir los bajones de FPS o stuttering según los componentes que tengamos (ya sea disco, CPU o GPU).

Aquellos que quieran jugar a más de 60 FPS y/o tengan monitores con resoluciones ultra wide, pueden descargar mods para desbloquear tanto la tasa de cuadros por segundo como resoluciones 21:9 o 32:9. Todos los archivos e instrucciones los pueden encontrar en este enlace.

Pueden leer nuestro análisis de ELDEN RING en este enlace, en donde también comentamos sobre el rendimiento en varias configuraciones. También tenemos una extensa galería con más de 100 imágenes en 4K con detalles al máximo aquí.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.