No es secreto alguno que esta generación se destaca por la abultada cantidad de remakes, remasters, y otros intentos de lucrar con la nostalgia de los jugadores, y es un error común entre algunos gamers confundir remasters con remakes. Mientras que el primero es una restauración del título original, implementando resoluciones wide-screen y algunos retoques gráficos extras, un remake supone por lo general un cambio de motor gráfico y hasta cambios en el gameplay, pero éste último no es el caso del relanzamiento de Turok.

NightDive Studios es un estudio que hace ya varios años viene adquiriendo licencias de títulos de la década del 90 para restaurarlos, a veces levemente como en el caso de la Enhanced Edition de System Shock, otras veces con más entusiasmo como en el remake del mismo título de 1994. Nigh tDive ya ha publicado otros títulos de Acclaim, como el clásico de culto Shadowman, sumado a que la restauración de Forsaken también está en los planes del developer.

Basado en una serie de cómics, Turok: Dinosaur Hunter fue originalmente lanzado en 1997 para Nintendo 64 y meses más tarde para nuestra plataforma. Protagonizamos a Turok, un indio nativo americano que viaja en el tiempo (si, la trama no era precisamente el fuerte de los FPS old-school) y debe proteger la barrera entre la tierra, y la tierra perdida (un mundo extravagante donde el tiempo no existe y está lleno de dinosaurios, aliens, y otros especímenes) de un mal desconocido que intenta destruirla utilizando una letal reliquia conocida como el Chronoscepter.

El objetivo de Turok se reduce a encontrar llaves para destrabar áreas y avanzar el siguiente nivel, a medida que en nuestro paso adquirimos piezas del Chronoscepter que, tal como se mencionó previamente, no solo es el ítem central de la trama si no también el arma más poderosa del juego. Night Dive ha hecho algunos cambios en la inteligencia artificial de los enemigos, tales como el intervalo de respawn y la dificultad de los mismos.El sistema de checkpoints y partidas salvadas sigue siendo el mismo, con estaciones de salvado encontradas en ciertos puntos del mapa -al estilo Resident Evil, por así decirlo.

Sin demasiada profundidad en su gameplay, Turok, al igual que la mayoría de los shooters old-school (pre-Half Life) presenta una acción rápida, salud no generativa, áreas secretas y una gran variedad de armas. De hecho el flacuchento indio puede llevar unas 15 o más armas, muchas de ellas con disparos secundarios. Hubiera sido bueno que se pudiera elegir el tipo de munición en este remaster, pero es evidente que Night Dive no quiso meterse demasiado en el código fuente.

Ahora quizás se sienta raro, pero en su época daba gusto jugar FPS como Turok, Duke Nukem 3D, Blood, entre otros, y tener que apretar las teclas del uno al cero -e inclusive las teclas subsiguientes, hasta los corchetes- para cambiar de arma. Era sumamente irreal tener tantas armas a nuestra disposición, pero sin dudas brindaba muchas posibilidades a la hora de eliminar ciertos tipos de enemigos.

En este remaster, algunos niveles han sido rediseñados y algunas llaves han cambiado su ubicación para nuestra comodidad. Sin embargo, para los nuevos gamers, algunos niveles de Turok quizás resulten un tanto laberínticos y difíciles de navegar. En varias oportunidades nos veremos recorriendo un mismo área si no estamos muy atentos al diseño del mapa. Por un momento me había olvidado que se sentía mirar para abajo con el mouse para calcular -milimétricamente- el salto para alcanzar una columna. Títulos de Acclaim como Turok o Shadowman indudablemente ponían a prueba nuestra capacidad de memoria, y paciencia con la verticalidad y precisión en la recorridos y los saltos de ciertas áreas.

La música es la misma que la versión de Nintendo 64, combinando instrumentos de percusión, sonidos ambientales de animales y un toque tecno, dada la naturaleza del universo bizarro, natural y a su vez futurista en el que nos vemos sumergidos. Los sonidos, a partir del parche #2, han sido reemplazados por aquellos de Nintendo 64, dado que según Night Dive, la calidad es mejor que los encontrados en la versión de PC.

Los viejos gamers recordaremos con mucha nostalgia la gloriosa era de la Voodoo de 3DFX y el API Glide. Turok, pesando tan solo 16mb, era sencillamente deslumbrante para la época que, aún jugando a 30fps, provocaba una sensación indescriptible para nuestros ojos. Es difícil olvidar lo que se sentía jugar clásicos como Quake 2 (con OpenGL), Need For Speed 2: SE, Nuclear Strike y otros con la poderosa 3DFX.

Lamentablemente, este “remaster” de Night Dive Studios tiene un costo de u$s 20, lo cual es un tanto elevado teniendo en cuenta que, en caso de aún tengamos el juego original, hay mods para hacer que Turok funcione a 60fps (mediante nGlide, un wrapper de DirectX para Glide) y con resoluciones widescreen. Las texturas, como podrán haber visto en el video, no han cambiado en absoluto, e irremediablemente es la principal queja de los fans.

Esto no significa que debamos desmerecer el trabajo de Night Dive, que han implementado soporte para resoluciones 4k, slider de FOV (Field of View), sun shatfs, bloom, soporte para 60fps, FXAA, mejoras en los efectos de iluminación y agua, y la distancia de dibujado que era lo primordial. Siendo un motor gráfico que tiene casi 20 años, tampoco se podía hacer mucho, pero difícilmente estas “mejoras” pueden justificar su precio. En un futuro cercano, también se implementará soporte para mods y versiones nativas para Mac/Linux/SteamOS, al margen de que en su estado actual corre bastante bien bajo WINE para los ansiosos. También lanzarán un editor de niveles por si nos sentimos creativos.

Para resumir, esta claro que este remaster no apunta precisamente a generaciones de jugadores nuevos, sino a aquellos gamers que lo disfrutaron en su momento y añoran los años dorados de los shooters old-school y la 3DFX Voodoo. Como remaster, cumple con su premisa, pero lamentablemente su precio alejará tanto a los que busquen revivir viejas épocas, como a aquellos nuevos gamers que deseen darle una mirada al pasado de los FPS.

Este review fue realizado con una copia comercial propocionada por Night Dive Studios.

Turok [Remaster] - Review
Historia30%
Gameplay80%
Gráficos60%
Musica y Sonidos80%
Lo bueno:
  • Revivir un clásico a 60fps y con ciertas implementaciones gráficas
  • Posibilidad de modding en un futuro; Promesa del editor de niveles
  • Pequeñas modificaciones en el diseño de niveles
Lo malo:
  • Elevado precio con respecto a su proceso de remasterización
  • Se necesitaba un pack de texturas HD
63%Nota Final
Puntuación de los lectores: (8 Votes)
38%