A pesar de que Windows 7 ya no recibirá parches ni actualizaciones a partir del 14 de enero del próximo año, Microsoft anunció que, por alguna extraña razón, el sistema operativo ha implementado la API DirectX12 de Windows 10, y el primer título en aprovechar sus beneficios es World of Warcraft: Battle for Azeroth. Específicamente la versión 8.1.5.

No obstante, Microsoft aclara que, si bien el MMORPG de Blizzard funciona correctamente con DirectX 12 (aunque en realidad es más una capa de compatibilidad, no la API completa) bajo Windows 7, en Windows 10 funciona aun mejor ya que este contiene optimizaciones de rendimiento diseñadas para que la API corra mejor.

World of Warcraft: Battle for Azeroth es por ahora el único título en hacer uso de DirectX12 en Windows 7, pero Microsoft anunciará otros pronto.

Sorprendentemente, actualmente hay un 30.24% de los usuarios de Steam que aún utilizan Windows 7 de 64 bits, mientras que solo el 1.82% usa su variante de 32 bits. Por supuesto, Windows 7 no dejará de funcionar, pero es posible que algunos developers ya no den soporte para sus juegos.