Aquellos que han podido jugar Titanfall en PC o Xbox One, sabrán que los servidores de Microsoft alojados en la nube Azure, funcionaban a la perfección. Tanto el publisher como el developer consideran que fue todo un éxito y se demostró que usar servidores alojados en la nube era el camino a seguir. Así que Titanfall 2 continuará ejecutándose completamente en servidores dedicados para IA, física y todos los movimientos de jugadores que tanto nos gustaron en Titanfall.

Puesto que el lanzamiento de Titanfall 2 será mucho más multitudinario, Respawn se asegurará de contar con la máxima fiabilidad y capacidad de escalar el sistema, y con servidores rápidos de baja latencia. De modo que esta vez se seguirá usando la tecnología Azure, pero también se empleará otras nubes, así como servidores de «caja simple», ejecutados en centros de datos. Respawn quiere que los jugadores puedan acceder a los servidores rápidos en el mundo cuando se lance Titanfall 2, listos para cuando queramos unirnos a una partida.

Respawn ha colaborado con Multiplay, una compañía británica con una enorme experiencia en el alojamiento de servidores de juego. Han estado trabajando con ellos para crear un flamante nuevo sistema para activar servidores en una amplia variedad de servicios de alojamiento, de modo que ofrezca la máxima capacidad de escalar y que proporcione la calidad de experiencia de juego que queremos. Este no es un sistema que EA ya hubiera preparado antes, sino uno completamente nuevo que no se ha usado antes con ningún otro juego, y en Respawn estan convencidos de que debían con Multiplay para crear este nuevo servicio para cubrir nuestras necesidades.

En Multiplay trabajan con Azure, Google y Amazon para aprovechar al máximo cada uno de estos servicios. Respawn pretende tener los tiempos de activación de servidores más rápidos y el mejor rendimiento en los servidores que ejecutan. Además, también se van a usar servidores en lo que llamamos máquinas de «metal simples», simples servidores en «racks», por todo el mundo. El developer quiere que todos puedan seguir jugando incluso cuando toda una nube completa queda fuera de servicio.

Respawn insiste en que todos sus servidores se ejecutarán en centros de datos principales, y están obsesionados con los requisitos de rendimiento y con la experiencia de usuario. Los ex-desarrolladores de Modern Warfare anteponen siempre la experiencia de juego al coste, y su objetivo es lograr la máxima fiabilidad de los servidores para asegurarse de que podamos hacer frente a la avalancha de usuarios durante el lanzamiento.

Pero se trata de un sistema completamente nuevo. Y esa es una de las razones por las que se realizará una prueba de multijugador antes del lanzamiento.  robablemente, se encontrarán algunos problemas con este nuevo sistema; eso ya está previsto. El objetivo es solucionarlos durante la prueba técnica para no tener que hacerlo durante el lanzamiento.

Habrá más detalles acerca de las mejoras en el código de red que se ha implementado en Titanfall 2. Respawn Entertainment reafirma estar obsesionados en ofrecer la mejor acción multijugador posible. Se está trabajando en Titanfall 2 para ofrecer servidores aún mejores y aún con menor latencia, algo que se verá durante la demo multiplayer.