Como bien lo ha demostrado Nvidia desde que puso la tecnología DLSS en manos de un grupo selecto de desarrolladores, el futuro de los gráficos de alta resolución está respaldado por soluciones de reescalado y reconstrucción de imagen basados en deep learning. Hasta el momento, esta implementación ha sido compleja y selectiva, pero parece que con la llegada de FidelityFX Super Resolution, la predisposición del equipo verde ha cambiado.

A partir de ayer, el kit de desarrollo de Nvidia Deep Learning Super Sampling (DLSS) está disponible de forma gratuita para quienes quieran descargarlo desde su sitio oficial. Esto significa que ahora, más que nunca, será mucho más fácil que todo tipo de desarrolladores incorporen la tecnología de reconstrucción en sus juegos, sumándose a los que ya utilizan los motores Unreal Engine o Unity, para los que se han preparado versiones específicas en cada uno de ellos. La última actualización del SDK de DLSS (versión 2.2.1) permite nuevas opciones de personalización para el usuario, ofrece compatibilidad con Linux, y facilita su integración.

Hace poco Nvidia anunció la llegada de la tecnología a uno de los juegos visualmente más impactantes de nuestra plataforma, Red Dead Redemption 2, para darle un impulso de rendimiento que no podría ser alcanzado de otra forma, al menos con el hardware actual.

Inicialmente, Nvidia impulsó a DLSS principalmente como un complemento para juegos que utilizarán raytracing, pero de a poco han demostrado que también es útil para otros títulos que si bien no hacen renderizado por trazado de rayos, necesitan una mayor potencia gráfica para poder correr al máximo.

AMD lanzó FidelityFX Super Resolution hace poco, brindando casi los mismos resultados que DLSS pero sin la necesidad de contar exclusivamente con una placa de video Nvidia. Ahora, con esta apertura de ambas empresas, podemos esperar que todos los títulos a futuro logren rendimientos muy superiores a los actuales, dando lugar a gráficos mucho más complejos, y mejoras también en el mundo del VR.

Además de abrir la solución para todo el mercado, Nvidia también presentó mejoras en el sistema DLSS, permitiendo a los jugadores ajustar un slider de “definición” dentro de sus juegos, algo que antes estaba sólo disponible para los desarrolladores, y un sistema automático que elegirá una configuración de DLSS basada en la resolución a la que pongamos el juego, en vez de hacer los muestreos en resoluciones fijas.

Marvel’s Avengers y Necromunda: Hired Gun fueron los primeros en soportar tanto DLSS de Nvidia como FidelityFX Super Resolution de AMD, pero probablemente serán muchos más con el reciente lanzamiento de código abierto de este último, como también el SDK gratuito de DLSS para cualquier developer.