“No pongas todos tus huevos en la misma cantasta” se ha convertido en “No confíes ciegamente en un desarrollador de hardware” cuando AMD anuncia que ha cesado todo trabajo de optimización de su propia API Mantle, para futuros GPUs. Con la llegada de las nuevas APIs populares de bajo nivel, como DirectX 12 y Vulkan, el equipo rojo considera que no hay más por hacer.

El soporte para los GPU de placas GCN seguirá activo, pero no proyectarán más allá de esta generación de placas de video. Lo confirmó el prestigioso sitio Anandtech, al contactarse con la marca.

“AMD confirmó que a pesar de que no están descartando por completo el soporte a Mantle, han dejado de trabajar en futuras optimizaciones. Cabe destacar que el driver para Mantle no ha sido optimizado de ninguna manera para GCN 1.2, que no solo incluye a R9 Fury X, sino que también a R9 285, R9 380, y el APU Carrizo. Los títulos Mantle seguramente seguirán funcionando en estos productos.”

Para quienes lo analicen desde un lado objetivo, la movida de AMD tiene muchísima lógica. No vale la pena gastar recursos en una API que ya no daría ningún beneficio sustancial con respecto a APIs mucho más instaladas y preferidas por los desarrolladores. Para quienes depositaron su confianza en la marca, puede ser algo distinto, ya que Mantle fue uno de los factores decisivos en la compra de muchos de los jugadores.