La serie más popular de twin-stick shooters de las últimas décadas vuelve a aparecer en las pantalla de nuestras PCs con una muy interesante propuesta que mezcla los elementos de sus raíces, con agregados modernos mucho más atractivos, para asegurar una mayor rejugabilidad.

Geometry Wars: Retro Evolved había sentado unas importantes bases con su estilo arcade de gráficos brillantes, y un desafío tipo “endless” que nos ponía en una arena para lograr sobrevivir la mayor cantidad de tiempo y conseguir la mayor cantidad de puntaje posible. La fórmula no se mantuvo atractiva por mucho tiempo, y luego de unos nuevos intentos en consolas con Retro Evolved 2, y el olvidado Galaxies en consolas de Nintendo, es finalmente la resucitada Sierra, junto al estudio Lucid Games, quienes realmente proponen un verdadero cambio – que vale aclarar, reúne elementos de todas las entregas anteriores.

Geometry Wars 3: Dimensions hace honor a la pista que nos deja en su subtítulo, acerca de lo que se experimentará durante los encarnizados combates intergalácticos. Por primera vez deberemos tener en cuenta una tercera dimensión, alejándonos de las tradicionales arenas de un solo plano, para empezar a movernos a través de escenarios con distintas formas, donde hasta los cuadriláteros comienzan a deformarse para producir una sensación distinta.

Esta nueva cualidad también resulta en una dificultad un poco más compleja, ya que suma a toda la intensidad del bullet hell y los enemigos con diferentes actitudes, un nuevo flanco a defender, el cual puede ser utilizado tanto por nuestra nave como por los enemigos, para circundar el volumen de cada nivel y atacar por todos los lugares posibles.

Las novedades en cuanto a gameplay -al menos en nuestra plataforma- son la inclusión de drones personalizables, y unas habilidades “Super” que podremos ejecutar en plena batalla. Los nuevos drones son unas pequeñas navecitas que orbitarán alrededor de la nuestra, con distintas especialidades que van desde atacar a la par nuestra hasta el muy util recolector de las pequeñas partículas de nave que nos harán elevar el multiplicador de puntajes. Los Supers también presentan habilidades únicas, pero en vez de ser permanentes, como los drones, son de usos limitados, como la Smart Bomb, que elimina todo lo que hay en pantalla.

En esta ocasión también contamos con una muy atractiva campaña para un solo jugador, que nos sirve para mantenernos interesados en un género que se nos puede agotar en muy poco tiempo. Gracias a la variedad y la progresión de dificultad que presenta, esta campaña cuenta como un enorme desafío para los obsesivos de la completitud.

Nos encontraremos con eventos para alcanzar un puntaje contra reloj, otros en los que debemos llegar a cierto puntaje con una sola vida, los nuevos “checkpoints” que ofrecen diferentes olas de enemigos a vencer, un modo con jefes de nivel, y un interesantísimo modo “Titan”, que presenta enemigos gigantes que, a medida que los desintegramos, comienzan a aparecer variantes de la misma clase pero de menor tamaño.

De los mayores aciertos que ha presentado Lucid Games, podemos destacar que el modo cooperativo local ha sido diseñado a manera también de campaña, y no solo se tratará de dos jugadores aniquilando todo lo que haya en el camino, sino que habrá que cooperar para lograr los variables objetivos de cada nivel. Pero la diversión no se queda en casa, y Dimensions también presenta un modo online competitivo por demás interesante.

Por el momento cuenta con solo dos modos: Stock y Summoner. Ambos tienen sus particulares desafíos y son muy originales. En Stock deberemos competir por vencer a un jefe de nivel, siguiendo diferentes reglas: Quien mate primero al boss, gana. Quien junte la mayor cantidad de puntos cuando se termina el tiempo, gana. Y tendremos un limite de disparos cerrado en 50 balas, que podremos compartir con nuestro compañero de equipo mediante un botón.

Summoner es un tanto más tradicional, muy parecido a un Domination. Hay dos torres en el nivel y cada equipo, al dispararles durante un lapso de tiempo, las conquistarán para ir atacando al otro equipo, y no solo les restarán puntos de captura, sino que crearán naves enemigas de ataque. Es una batalla de ida y vuelta.

Pero también hay para los más tradicionalistas del género, ya que cuenta con el clásico modo Classic -claro que si- con el que se hizo famosa la serie. Una arena rectangular, miles de enemigos dispuestos a aparecer en el más incómodo de los momentos, y muchísima acción, con algunas interesantes variantes que refrescan lo monótono de la idea. Tan simple como eso.

Definitivamente, Geometry War 3: Dimensions es un justo nuevo integrante de la serie, con ideas nuevas, un apartado audiovisual brillante, y diversión asegurada. La personalización de las naves agrega una profundidad nueva que nos obliga a seguir probando configuraciones para distintas situaciones, con estrategias distintas para cada nivel. Y finalmente, el acierto de tener un modo campaña y modos competitivos online, hacen que podamos volver a jugarlo sin miedo a perder el interés en poco tiempo, y al tratarse de un género muy accesible para todo tipo de jugadores, siempre encontraremos con quien jugar. El renacimiento de Sierra, y la nueva incursión de Lucid Games, han comenzado con el pie derecho.

Geometry Wars 3: Dimensions - Review
Gameplay90%
Gráficos80%
Música y sonidos89%
Multiplayer80%
Lo bueno:
  • Muy divertida y variada campaña single-player
  • Los modos online y cooperativo local
  • Excelente desarrollo audiovisual
Lo malo:
  • Hubiera estado bien una campaña cooperativa online
86%Nota Final
Puntuación de los lectores: (5 Votes)
94%