Actualizado: Según Bioware, Allie Rose-Marie Leost no había sido parte del equipo de desarrollo de Bioware, a pesar de que ella lo había afirmado varias veces en los últimos meses. Es posible que ella mienta, que Bioware mienta, o que ambos mientan. Sea como sea, nada quita que las animaciones y las expresiones faciales estén muy por debajo de la calidad del Bioware de títulos o años pasados, ni mucho menos de un juego del 2017:

Por otro lado, se ha descubierto que el modelo de Sara Ryder ha sido cambiada con el parche del Día 1 para que resultara más creíble y para no sexualizarla demasiado, mientras que el modelo de Scott Ryder previamente tenía ojos marrones. Aquellos que compren una copia física sin instalar ningún parche (seguramente en consolas), podrán ver que el modelo de Sara es el mostrado debajo al iniciar el juego mediante un Quick Play. Una pena realmente.

Articulo original:

A pesar de no haber llegado a la fecha de lanzamiento, simplemente ofreciendo unas 5 horas del inicio de la campaña para los suscriptores a Origin Access, Mass Effect: Andromeda ya es causa de controversias que van desde diálogos pobremente escritos, a grandes problemas en la calidad gráfica y de animaciones.

Esto último es, particularmente, lo que viene agitando las aguas dentro de la comunidad de jugadores ya que, luego de una década de trayectoria con la serie, BioWare parece haber ido por el camino opuesto a la evolución. PewDiePie resume todo el escándalo en un video dedicado exclusivamente al problema:

Como bien se menciona, un juego que costó 40 millones de dólares no puede tener semejantes problemas de calidad en las animaciones, sobre todo por el buen desarrollo de la trilogía anterior, que salió en su totalidad en consolas de generación pasada. Muchos especulan que se trata de un bug, pero la realidad puede ser mucho peor.

Revisando en los créditos del juego, en el apartado de animaciones faciales se puede encontrar como lider de ese sector a Allie Rose-Marie Leost, quien a pesar de tener un trasfondo en trabajos artísticos, de expresión corporal y modelaje, jamás ha trabajado en un videojuego. Resulta que la especialidad de Allie Rose-Marie es ser cosplayer y modelo, así que es imposible entender como ha llegado a ser líder en un proyecto tan grande como darle inicio a un nuevo arco argumental en una de las series más importantes de la industria. Cabe destacar que, luego de haberse revelado esta información, Leost quitó ese título de su descripción en Twitter pero sigue apareciendo en su Linkedin.

Si el resto del staff que participó en este juego es del mismo calibre laboral, seguramente un gran porcentaje de esos 40 millones hayan ido a parar a las vacaciones de los más altos cargos de la empresa franco-canadiense.

Esperemos que, como dice el propio PewDiePie, todo esto sea consecuencia de un mal recorte de las primeras 5 horas de juego que tenemos en Origin Access, y que el resto de la aventura sea lo más grande que le pasó a la serie.