Toda historia tiene su final, y todo viaje tiene que llegar a algún lugar. No es diferente con The Banner Saga, la trilogía de Stoic Studio que combina tácticas por turnos con una narrativa que ofrece múltiples caminos y posibilidades. Y es precisamente en este último aspecto donde The Banner Saga, como serie de juegos, ha encontrado su principal seña de identidad. A lo largo de los dos juegos anteriores, la gente de Stoic (muchos de ellos veteranos de la buena Bioware de antaño) logró construir una historia épica con múltiples protagonistas y una enorme capacidad de enfrentar al jugador con decisiones aparentemente imposibles.

Pero The Banner Saga 3, el capítulo final de la trilogía, se enfrenta a un desafío aún mayor. El de otorgarle a la historia un final digno y que haga justicia a los hilos narrativos tejidos a lo largo de los dos juegos anteriores. No se trata de una tarea fácil, algo que cualquiera que haya jugado Mass Effect 3 puede atestiguar. Pero al igual que los personajes de este cuento, los desarrolladores en Stoic parecen estar dispuestos a no detenerse ante nada con tal de ver la luz al final del túnel.

Desde un punto de vista narrativo, The Banner Saga 3 inicia en el preciso mismo momento en el que había terminado el juego anterior. En este sentido, el juego nos brinda dos opciones diferentes a la hora de retomar la aventura. Seleccionar uno de los héroes supervivientes al final del primer acto, o bien importar una partida guardada directamente desde The Banner Saga 2. No es necesario aclarar que esta segunda opción es mucho más deseable. Al hacerlo, comenzaremos The Banner Saga 3 con los mismos personajes con los que terminamos el juego anterior. Todos los detalles de estos personajes son importados: Su disposición para con nuestros líderes de caravana, su nivel, sus habilidades y los talismanes que tengan equipados. Por lo tanto, nuestra experiencia será moldeada por todas las decisiones que hayamos tomado en los dos primeros juegos.

Al igual que en los capítulos anteriores, en The Banner Saga 3 experimentamos la historia desde la óptica de dos caravanas en misiones diferentes (pero igualmente peligrosas). A fin de evitar spoilers, vamos a pasar por alto los principales detalles acerca de la naturaleza de estas misiones. Bastará decir que ambos desafíos están conectados, y el juego encuentra brillantes maneras de trazar este puente.

Hasta cierto punto, se puede decir que la propia dificultad de este episodio viene definida por las decisiones que hayamos tomado antes. The Banner Saga 3 cuenta con un sistema de dificultades tradicional, pero además también vamos a encontrar menores o mayores escollos en el camino de acuerdo a nuestras decisiones anteriores. En mi caso, por ejemplo, sufrí una gran disociación entre mis dos caravanas. Una de ellas estaba fantásticamente preparada, con héroes en nivel alto, y bien equipados. Por otro lado, la segunda caravana no estaba tan bien preparada para el viaje, por lo que me enfrenté a elevados picos de dificultad ni bien comenzar el juego.

Como siempre, el juego de gestión de recursos se mantiene, aunque en este episodio ha sido algo simplificado con respecto a los anteriores. Dicho cambio no responde a una decisión por parte de los desarrolladores con respecto al diseño del juego, sino más bien a un mandato de la narrativa. Nuestros héroes se enfrentan a las horas decisivas de su historia, y más que sumar y gestionar recursos, The Banner Saga 3 nos plantea el desafío de cómo utilizar de manera inteligente los recursos que hayamos podido juntar a lo largo del viaje. Ya sean provisiones, hombres o hasta elementos más abstractos como la moral, cada uno de estos recursos tendrá un rol importante que jugar en el final de la historia.

Y nuestras decisiones se hacen sentir con mucha fuerza en los últimos capítulos del juego. Como mencionamos antes, no vamos a entrar en detalles sobre la narrativa. Bastará decir que los últimos episodios nos hacen sentir de manera magistral el peso de todas nuestras decisiones. Hay una luz al final del túnel para Rook, Alette, Iver y el resto de los habitantes de este mundo. Pero para llegar a ella, será necesario pasar por lo más profundo de la oscuridad.

Si bien es cierto que puede decirse que la faceta de gestión ha sido simplificada, lo contrario ocurre con el apartado de combates tácticos. The Banner Saga 3 esconde una cantidad sorprendente de novedades, a fin de evitar que los veteranos de episodios anteriores se sientan demasiado cómodos en las horas finales de la aventura.

La novedad que más resalta es un nuevo tipo de enemigo: los Warped. Se trata de unidades tradicionales de las distintas razas (Humanos, Varl, Horseborne y Dredge) que han sido corrompidas por la oscuridad. Estas unidades esconden varias sorpresas desagradables bajo sus mangas y tentáculos, y nos veremos forzados a cambiar nuestras tácticas para enfrentarlos. Tal vez su capacidad más llamativa es la de corromper un sector de la grilla de combate al morir, por lo que no solo tendremos que cuidarnos de ellos mientras viven, también debemos intentar evitar sus restos una vez que los hayamos derrotado.

Para hacer las cosas aún más desesperantes, The Banner Saga 3 introduce una nueva mecánica de juego en la forma de enfrentamientos por oleadas. En este tipo de combates, tendremos una cantidad determinada de turnos para eliminar a los enemigos presentes. Si no lo logramos, una nueva oleada de enemigos entrará en acción. Si por el contario logramos acabar con los enemigos, se nos brindará la posibilidad de huir o seguir peleando. Si decidimos seguir con la lucha, es posible obtener un artefacto especial al derrotar al “boss” de la oleada de enemigos, y además podremos remplazar a los miembros caídos de nuestra caravana por otros frescos. Se trata de un sistema de combate muy interesante, que nos obliga a poner en juego la totalidad de nuestras fuerzas.

No todo es oscuridad y desesperación en The Banner Saga 3, ya que el juego nos otorga nuevas herramientas a la hora de la lucha. En primer lugar, nuestros héroes ahora pueden alcanzar el nivel máximo, y con esta posibilidad vienen aparejadas nuevas habilidades. Los héroes que superen el nivel 10 podrán obtener un título. Dichos títulos otorgan bonificaciones especiales a determinadas características, y pueden ser mejorados utilizando el recurso de renombre. Se trata de un sistema que permite especializar a nuestros hombres en funciones bien definidas durante el combate.

Además, The Banner Saga 3 introduce nuevos personajes y nuevas clases. Destaca, por ejemplo, la bruja Alfrum, una unidad de soporte y daño capaz de fortalecer a sus aliados y atacar a los enemigos desde posiciones seguras. Además, por primera vez podremos usar directamente a la misteriosa “mender” Juno, uno de los personajes más importantes de esta historia. Juno cuenta con habilidades muy poderosas, tales como controlar la mente de los enemigos y regresar de la muerte.

El resto de las razas y clases se mantienen. La sinergia entre los distintos héroes es un componente importante de The Banner Saga, y a esta altura los veteranos en el juego ya tendrán claro las fortalezas y debilidades de cada tipo de unidad. Los humanos son débiles pero versátiles, los horseborne hacen uso de su movilidad y los Varl son enormes y fuertes, pero muy lentos. Hay una nueva raza que podremos usar en The Banner Saga 3 de acuerdo a nuestras decisiones (en realidad, ya podíamos sumar a uno de sus miembros en The Banner Saga 2), pero vamos a evitar detalles sobre ellos para no caer en spoilers. Bastará decir que esta raza introduce su propia serie de debilidades y fortalezas.

Desde un punto de vista gráfico, The Banner Saga 3 vuelve a sorprender. Los diseños artísticos inspirados en el trabajo de Eyvind Earle (legendario artista de la era dorada de la animación norteamericana) regresan una vez más para deslumbrarnos. The Banner Saga 3 no contiene vistas tan épicas como los dos capítulos anteriores, pero el trabajo realizado por la gente de Stoic a la hora de representar un mundo corrompido y al borde de la muerte es realmente increíble. El engine gráfico se sostiene bastante bien durante los segmentos jugables, ya sea en los combates tácticos o durante la gestión de caravanas. Y, por suerte, en esta ocasión no hemos encontrado bugs gráficos como en los capítulos anteriores de la trilogía.

The Banner Saga 3 también nos ofrece una gran banda sonora fascinante. Se trata de un trabajo de composición que nos transmite a la vez la oscuridad que permea al episodio y la esperanza que hay al final del camino. Los créditos finales son especialmente fantásticos y apuntalan al juego de manera magnifica. El trabajo de voces, una vez más, es escueto pero efectivo. La mayoría de los diálogos son solo texto, pero los pocos segmentos acompañados con voz están fantásticamente realizados y animados.

En resumen, The Banner Saga 3 logra una tarea titánica: cierra una trilogía de la mejor manera posible. Vamos a encontrar en este juego momentos que nos remiten a algunas de las primeras decisiones que tomamos en los capítulos anteriores. Y esas decisiones reverberan y repercuten en el tiempo para caer sobre nosotros en los momentos finales, ya sea en nuestro auxilio o en nuestra contra.

Al final de esta reseña, como siempre, van a encontrar un puntaje. Dicho puntaje en este caso no solo refleja lo que opinamos en PCMRace.com sobre The Banner Saga 3, sino sobre toda la trilogía. Es imposible evaluar a este juego sin tener en cuenta los dos episodios anteriores, ya que The Banner Saga es una única gran aventura. Una aventura que casi no tiene iguales en el mundo de los videojuegos.

Este review fue realizado con una copia comercial proporcionada por Stoic/Versus Evil.

The Banner Saga 3 – Review
Historia100%
Gameplay90%
Gráficos100%
Música y Sonidos91%
Lo bueno:
  • Un cierre fantástico para una de las mejores trilogías en la memoria reciente.
  • Los nuevos enemigos imponen un gran desafío.
  • La manera en la que todas nuestras decisiones entren en juego hacía el final.
Lo malo:
  • La traducción al español es algo deficiente.
  • Algunos picos de dificultad en determinados combates.
100%Nota Final
Puntuación de los lectores: (3 Votes)
92%