Si hay algo que dejó picando la E3 de este año, fue el anuncio y la demostración del esperado Fallout 4 en la conferencia de Bethesda. Más aún, cuando confirmaron que ya está casi completo y sale este mismo año.

En esta ocasión, el estudio nos controla la abstinencia con el mismo gameplay que hemos visto durante la conferencia, pero sin interrupciones. Unos 5 minutos a puro juego, donde nos presentaron a la wasteland, conocemos a Codsworth, a Dogmeat, y a Preston Garvey, y nos deleitan con varios momentos de acción.

[youtube https://youtu.be/0lWNdcbq3EU]

Aparejado a este pequeño regalito, el productor Todd Howard -durante una entrevista con The Telegraph- dio más información acerca de las mecánicas de combate, donde admite que el gunplay en Fallout 3 dejaba bastante que desear, sobre todo al aparentar convertirse en un first person shooter pero funcionar como un RPG tradicional, con cálculos sobre estadísticas.

Para ponernos en onda: En Fallout 3, por más que tengamos a alguien en la mira, si disparábamos lo que parecía ser un headshot, podía terminar siendo un tiro en el pecho, y hasta errarle al objetivo, porque dependía más de nuestras estadísticas de puntería que de nuestra propia pericia con el mouse.

Para Fallout 4, Howard asegura que todo seguirá de una manera similar, con cálculos sobre estadísticas, pero también contará qué tan buenos somos apuntando, lo que permitirá compensar cualquier deficiencia de habilidades de nuestro personaje. Por un lado, esto hace suponer que los resultados serán mucho más profundos y realistas que lo que pasaba en Fallout 3, pero también hay cierto público que teme por una “arcadización” del nuevo juego.

En definitiva, todo dependerá de varios sistemas superpuestos del juego y de nosotros mismos, pero no tardaremos en ver a gente reclamar sobre una “consolización” de la franquicia, criticando este tipo de detalles.