A través de Steam, SEGA y The Creative Assembly han publicado los requisitos mínimos y recomendados para disfrutar de la tercera entrega de la serie Total War: WARHAMMER, que se lanzará en Microsoft Store, Steam y Epic Games Store por u$s 59.99 o precio regional, como también en PC Game Pass el próximo 17 de febrero.

Requisitos Mínimos:

  • SO: Windows 7 64-bit
  • Procesador: Intel i3/Ryzen 3 series
  • Memoria: 6 GB de RAM
  • Gráficos: Nvidia GTX 900/AMD RX 400 series | Intel Iris Xe Graphics
  • DirectX: Versión 11
  • Almacenamiento: 120 GB de espacio disponible
  • Notas adicionales: 8GB de memoria si se utiliza una GPU dedicada.

Requisitos Recomendados:

  • SO: Windows 10 64-bit
  • Procesador: Intel i5/Ryzen 5 series
  • Memoria: 8 GB de RAM
  • Gráficos: Nvidia GeForce GTX 1660 Ti/AMD RX 5600-XT
  • DirectX: Versión 11
  • Almacenamiento: 120 GB de espacio disponible

Por otro lado, Creative Assembly publicó un nuevo tráiler que detalla el nuevo nivel de personalización que tendrá el juego, exhibiendo en este caso la facción del Príncipe Demonio (la última facción del juego). IGN publicó otro trailer oficial cinemático que muestra a dicho demonio en acción contra diferentes facciones y misiones del juego.

“Mucho más allá del mundo y sus insignificantes guerras existe una dimensión de magia pura y malévola: El Reino del Caos. Es un sitio terrible e incomprensible para las mentes de los mortales. Susurra promesas de poder, pero el solo contemplarlo es dejarse seducir por él. Entregarle tu alma. Convertirte en él.

Los cuatro Poderes Ruinosos reinan sobre este lugar, siempre buscando escapar de sus ataduras y envolver al mundo en una marea de corrupción demoníaca. Nurgle, el Dios de la Plaga; Slaanesh, el Señor del Exceso; Tzeentch, El Que Cambia Las Cosas; y Khorne, el Dios de la Sangre y la Matanza.

En la frontera entre los mundos, dos poderosos reinos se erigen como centinelas: los implacables guerreros de Kislev y el vasto imperio de Grand Cathay. Pero cada uno es agobiado por sus propios problemas y ahora ambos tienen motivos para cruzar el umbral y enviar a sus ejércitos al Reino del Caos.

El mundo se encuentra al borde de un precipicio. Un simple empujón lo sumergirá en un cataclismo.

Y hay uno que conspira para lograr precisamente eso, una figura antigua que no desea nada más que ostentar el poder supremo. Pero para tener éxito, necesitará un Paladín…

El conflicto que se avecina lo devorará todo. ¿Conquistarás a tus Demonios? ¿O los comandarás?”

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.