Cada vez que Corsair nos da la oportunidad de estar frente a uno de los productos de la reconocida marca Elgato, sabemos que vamos tener entre manos un accesorio o pieza de hardware que ha sido desarrollada con la elite del streaming en mente. Cada uno de sus productos representa la solución ideal para los más exigentes streamers profesionales y otro tipo de usuarios también sumergidos en el mundo de lo audiovisual, acortando la brecha entre las grandes ligas y el usuario común de todos los días, y la placa que nos toca revisar hoy no es la excepción.

Tenemos a disposición la placa capturadora PCI-E Elgato 4K60 Pro, que como su nombre lo indica, promete capturar video y procesarlo en tiempo real, con una salida de resolución 4K con hasta 60 cuadros por segundo de rendimiento. Obviamente, actualmente no hay manera de hacer transmisiones en 4K a 60 cuadros por segundo, al menos no en el usuario común, pero la placa también está apuntada al reciente auge de las consolas con salidas 4K y los futuros lanzamientos de Sony y Microsoft, más que nada para guardar material para producir trailers, reseñas, o analizar pixel a pixel lo que presenta cada nuevo título.

Especificaciones técnicas:

  • Interfaz: PCIe x4
  • Entrada: PlayStation 4, Xbox One y HDMI sin cifrar
  • Salida: HDMI (retransmisión directa sin retraso)
  • Resoluciones admitidas: Hasta 2160p60 (4K)
  • Dimensiones y peso: 178 x 121 x 21 mm, 270 g

Requisitos del sistema:

  • Windows 10 (64 bits)
  • Procesador Intel Core i7 de 6ª generación / AMD Ryzen 7 (o posterior)
  • NVIDIA GeForce GTX 10xx / AMD Radeon RX Vega (o posterior)
  • Ranura PCIe x4/x8/x16

La 4K60 Pro viene contenida en una caja tradicional de la marca, no mucho más grande que la de un mouse de alta gama, con impresiones claras en un cartón glossy de alto gramaje, en los característicos tonos azules y con lujo de detalles, incluyendo una clara foto del producto. En el dorso, además de varios textos descriptivos, nos encontramos con una imagen de cómo quedaría instalada en una placa madre estándar, y una imagen de los puertos de entrada (HDMI sin encriptación) y salida (HDMI pass-through, libre de lag) que ofrece.

En el interior se encuentra otra caja contenedora, estilizada, también de cartón de alto gramaje, donde se presenta la propia placa, un cable HDMI de gran calidad, manuales, y un emblema metálico de los que se suelen pegar en los gabinetes.

Una vez tenemos la placa en las manos, podemos notar que su diseño es minimalista y aun así, de gran atractivo. En el lateral presenta el logo de la marca junto a una línea conformada por el propio PCB que resalta su perfil, y por arriba se puede ver un backplate que también lleva el logo de la marca en mayor tamaño, y es acompañado por una textura de líneas diagonales muy atractiva. Se conecta por PCI-E x4, lo que la lleva directamente a estar por debajo de nuestra GPU de turno sin interferir con otros agregados. La tapa inferior es metálica y cuenta con adecuadas ventilaciones para asistir a la refrigeración cuando la placa se encuentra en pleno funcionamiento.

La placa se instala rápidamente y no hace falta más que instalar el software dedicado Elgato 4K Capture Utility para comenzar a usarla, pero lamentablemente, la empresa no unificó los recursos del software para tener actualizado el firmware, por lo que también tendremos que tener a mano su antigua plataforma Game Capture HD, utilizada exclusivamente por la placa HD60.

Si bien la 4K60 Pro logra capturar en 4K y a 60 cuadros por segundo sin problemas, esta versión de la capturadora Elgato deja en el camino algunas funcionalidades de sus predecesoras, y no alcanza a cumplir con los 4K en todas sus modalidades. En primer lugar, esta versión deja de lado la codificación h264 por hardware, seguramente debido a que no es lo suficientemente eficiente para codificar 4K, por lo que habría que implementar otros tipos de codec como HEVC o h265.

Por otro lado, a pesar de contar con la capacidad de hacer transmisiones en tiempo real y de presentar la modalidad de Flashback Recording (que almacena los últimos minutos de gameplay aún si no hemos comenzado a grabar) no permite hacerlo en resoluciones mayores a 1080p60fps – seguramente también como consecuencia de no contar con el encoder h264 en el propio hardware.

Debido a todo esto, la afirmación de que esta placa sirve para capturas 4K a 60fps es prácticamente literal, porque sí es cierto que captura y se pueden almacenar los videos en esta altísima resolución, pero para todo lo demás es tan solo una placa de streaming de 1080p60fps ampliada con algunas mejoras para el trabajo de producción.

Igualmente, esto significa que se trata de una capturadora todoterreno que se ajusta a su nivel de hardware, y aunque su valor no es poco, sirve para llevar la producción de video a un nuevo nivel. Elgato 4K60 Pro permite capturar en 2160p60fps con un deslumbrante bitrate de 140 Mbps, el cual resulta en una calidad de imagen que difícilmente se pueda distinguir de un gameplay en tiempo real emitido por la propia consola u otra computadora, con el que se podrían hacer impactantes resúmenes de gameplay o análisis pixel a pixel de las capacidades de los motores gráficos de los juegos modernos.

Debajo podrán un video ver unos segundos de Cuphead en resolución 4K a 60 cuadros por segundo, grabado a 140 Mbps, el cual pueden descargarlo de este enlace en caso de que su conexión no sea muy veloz.

En definitiva, la Elgato 4K60 Pro es una placa versátil para un público muy específico. Para los que hacen transmisiones en vivo a través de internet y no suelen guardar video de alta calidad para otros propósitos, quizá la mejor solución sea inclinarse por la hermana menor de esta gran pieza de hardware, la Elgato HD60 Pro, que brindará la experiencia 1080p60fps completa para llevar sus gameplays a las masas.

Pero quienes tengan intenciones más “offline”, con la necesidad de hacer capturas para reviews, videos promocionales o hasta comenzar su propio Digital Foundry unipersonal, no van a encontrar un nivel de calidad final para sus capturas como con la 4K60 Pro, con la advertencia de que, para llegar a un máximo de producción requerirán grandísimos medios de almacenamiento, considerando que un video 2160p60fps en 140Mbps ocupará alrededor de 61GB por hora, lo cual es muchísimo pero son contados los casos en que hará falta llevar todo a ese nivel.

Como comentario adicional, este modelo que hemos analizado aquí hoy fue lanzado en noviembre del 2017. Cuando solicitamos el sample a Corsair, no sabíamos que Elgato estaba por lanzar un nuevo modelo, de modo que tuvimos que publicar el análisis ya que la muestra ya nos había llegado. La 4K60 Pro se encuentra disponible ahora a mitad de precio (u$s 200) en EEUU , ya que su nuevo modelo, la Elgato 4K60 Pro MK.2, cuesta u$s 250 (un precio agresivo para competir con otras soluciones de captura de su archinemesis, Avermedia).

Esta última, además de presentar todas las características de la 4K60 PRO que hemos analizado aquí, presenta soporte para capturar video en resolución 1080p @ 240 hz y 1440 @ 144 hz, como también en resolución 4K con HDR10. El costo de esta es de u$s 249.99, y la estaremos analizando pronto.

Este review fue realizado con un sample de prensa proporcionado por Corsair.

Capturadora Elgato 4K60 Pro - Review
Diseño85%
Construcción90%
Prestaciones80%
Precio90%
Lo bueno:
  • Altísima calidad de video final
  • Diseño compacto y práctico
  • Accesibilidad de uso
Lo malo:
  • La captura 4K/60 está limitada a un uso específico
88%Nota Final
Puntaje De Lectores: (6 Votos)
76%