Llegó la hora de analizar nuestro primer gabinete en PC Master Race Latinoamérica y no solo es todo un hito en nuestra historia por ampliar nuestros horizontes para recibir a un nuevo rubro de accesorios y periféricos, sino porque el estreno llega de la mano de un gabinete de alto vuelo.

Gracias a la gente de Cougar estamos frente a otro integrante de la popular familia Panzer -en su versión S- que incorpora una triada de fans de aspas transparentes y LEDs rojos al excelente diseño del original de paneles de vidrio y amplio espacio interno.

Se trata de un gabinete mid-tower con total espacio para placas madre ATX y CEB pero con soporte hasta para Micro ITX. El total del alojamiento es realmente bueno, permitiendo hasta la posibilidad de colocar un depósito con bomba para un importante kit de watercooling, aunque no cuente con soportes dedicados a ellos, y radiadores de alto espesor, para mayor efectividad.

Nombre del modelo
PANZER – S
Tipo de Gabinete Torre Media
Dimensiones (Ancho x Alto x Profundo) 208 x 565 x 520 (mm)
8.18 x 22.24 x 20.47 (pulgadas)
Tipo de placa base/placa madre Mini ITX / Micro ATX / ATX / CEB
Compartimento de 3,5″ 2
Compartimento de 2,5″ 4+2 (convertido desde un puerto de 3,5″
Panel I/O USB3.0 x 2 / USB2.0 x 2
Mic x 1 / Audio x 1
Número Máximo de Ventiladores 8 Máx.
ENCUENTRA EL VENTILADOR ADECUADO sistema Parte frontal Red LED 120mm x 3 (preinstalado) /
140mm x 2
Parte superior 120mm x 3 / 140mm x 2
Parte trasera 120mm x 1
Parte inferior 120mm x1
Soporte para refrigeración líquida Parte frontal 360mm / 280mm / 240mm / 140mm / 120mm
Parte superior 360mm / 280mm / 240mm / 140mm / 120mm
Parte trasera 120mm
Parte inferior 120mm
Ranuras de Expansión 7
Longitud máxima de la tarjeta gráfica 425 (mm) (400mm with frontal fans)
16.73 (pulgadas) (15.74 Inch with frontal fans)
Longitud máxima del refrigerador de la CPU 160 (mm) / 6.29 (pulgadas)
Fuente de alimentación ATX PS2 estándar
Sistema de gestión de cables

El concepto general del Panzer S está apuntado al flujo de aire directo a través de toda su extensión, como bien lo demuestra su enorme toma de aire frontal, decorada por una chapa ondulada perforada, de un muy buen gusto, que deja ver la iluminación de los fans además de cumplir con su verdadero propósito.

Para cumplir con esta idea también tiene lugar y perforaciones dedicadas a la utilización de diferentes kits AIO modernos, de hasta 360mm tanto en el frente -reemplazando los fans incorporados- como en la parte superior, sin entrometerse en la comodidad de la motherboard o las memorias. La parte superior ofrece también la posibilidad de dejar los fans del AIO por fuera, acomodándolos por dentro de la tapa externa, donde se encuentra un amplio tunel que permite acomodar también su cableado sin demasiado inconveniente.

La parte inferior presenta un shroud completo con ⅓ abierto para dar lugar a la posibilidad de usar un AIO frontal o la mencionada bomba de kit watercooling. En las otros dos tercios se contiene la fuente, para la cual incorpora el sistema de cajón, y el enorme manojo de cables que generalmente suele molestar, permitiendo una visual muy prolija y una administración del cableado que finalmente pasará por detrás de la gran chapa soporte.

  • Manual del usuario
  • Set de tornillos
  • Precintos de plastico
  • Marco metálico para la instalación de la fuente

Tanto sobre el shroud como en la parte trasera del respaldo de la mother nos encontramos con dos pares de soportes para SSD desmontables mediante un tornillo de ajuste a mano. Por el lado de la chapa de respaldo también nos encontramos con dos soportes más, pero en este caso para discos ópticos de 3.5 y 2.5 pulgadas. Es entre las dos chapas que conforman el fondo del gabinete donde pasa todo el set de cables del sistema, pudiendo encauzarlos perfectamente por el medio de las dos, y ajustarlos utilizando la gran cantidad de pestañas apuntadas a este propósito, y para las cuales también se incluye un pequeño set de velcros.

Gracias a todo este espacio práctico, y a pesar de estar dentro de la gama de los mid-tower, el Panzer S no es un gabinete pequeño. Las medidas totales son 208 x 565 x 520 mm, lo que en definitiva permite hasta un total de 3 placas de video de hasta 425mm. Quizá, al contar con un shroud de fuente tan robusto y de extensión completa, se hace extrañar la posibilidad de colocar una placa de video en forma vertical, para también aprovechar la visual de los brillantes paneles de vidrio templado, pero no es algo de mucho uso, y en definitiva es una solución para gabinetes escasos de espacio, que finalmente este no es el caso.

Vienen muy bien las tapas de brackets traseros reutilizables que además están perforados para asegurar el flujo constante del aire desde el frente, hasta atrás. Quizá lo que más molesta de esta fórmula es que hace que soltar el contenedor general de los brackets que en realidad no cumple una función demasiado específica, más allá que obligarnos a resolver dos pasos para agregar algún nuevo dispositivo.

Cada uno de estos paneles laterales está construido en un espesor de 4mm, con una leve tonalidad oscura. Son intercambiables y reversibles, y se sostienen mediante 4 tornillos manuales montados sobre goma. Para evitar una caida inesperada al estar aflojándolos, cuenta con el sistema que obliga a inclinarlos a 45° para poder liberarlos definitivamente antes de poder sacarlos, como bien advierte un sticker de fábrica donde además dice claramente que se trata de vidrio, y no de acrílicos.

En la parte superior del frente nos encontramos con una línea de acrílico que se ilumina para indicar el estado de los drives, y en el extremo se incorporan 2 slots USB 2.0, 2 slots USB 3.0, plugs de micrófono y auriculares, y botones para encendido y reset. En los tiempos que corren, con motherboards todoterreno en el aspecto de la conectividad, se hace extrañar el obligatorio slot USB Type C, tratándose de un diseño lanzado durante 2017.

Si hay algo que criticarle a la fabricación de esta bestia es la calidad de los plasticos del panel de frente y la tapa superior. Mientras que cumplen con alivianar toda la estructura, acompañando al tamaño y la rigidez de la parte metálica, el material utilizado parece de un nivel medio. Las terminaciones del molde son buenas, pero el armado no parece demasiado parejo, y da la sensación de una liviandad no muy estética. Sumándose al problema, las patas que se traban en la estructura son del tipo espiga, y si bien sostienen de forma correcta a los paneles, son muy susceptibles a las roturas, por lo que no es muy recomendable retirarlos de manera frecuente.

En rasgos generales, este es un gabinete excepcional, con espacio de sobra y una naturaleza que propone la personalización, siempre sosteniendo el concepto de alto flujo de aire. No se tarda demasiado en intentar agregar iluminación LED para acompañar a los fans que vienen de fábrica, y siempre es más que útil tener lugar para expandir las capacidades técnicas de nuestros sistemas.

El problema de los materiales suele ser menor cuando los productos son robustos y duraderos, así que se trata más de una cuestión de detalles que de graves falencias. Un candidato ideal para los escritorios de los más exigentes.

Este review fue realizado con un sample proporcionado por Cougar.

Gabinete Cougar PANZER-S - Review
Diseño85%
Construccion85%
Prestaciones90%
Precio90%
Lo bueno:
  • Excelente espacio y flujo de aire
  • Gran adaptabilidad
  • Buena administración de cableado
Lo malo:
  • Materiales plásticos regulares
  • Las trabas espiga no son la mejor solución
87%Nota Final
Puntaje De Lectores: (4 Votos)
87%