Finalmente, EA y DICE develan los contenidos el controversial Season Pass para Star Wars Battlefront, y aunque no detallan específicamente cada una de sus características, la cantidad de agregados es más que sustancial.

El primer DLC incluido en el pase de temporada será lanzado a principios de 2016, y al adquirir el paquete completo se recibirá la ventaja de poder jugar cada lanzamiento dos semanas antes que los que adquieren los packs individuales, sumados al  gesto exclusivo «Yo disparé primero», haciendo referencia a la famosa escena en donde Han Solo se enfrenta al cazarrecompensas Greedo.

El Season Pass contará con cuatro DLCs que suman un total de 16 nuevos mapas en nuevas locaciones, 20 piezas de armamento, vehículos y equipamiento, 4 nuevos heroes/villanos, y lamentablemente, 4 nuevos modos de juego exclusivos para los que los paguen.

Así que todo el plan, más allá de llenarse de muchos más dólares, termina siendo una fragmentación aberrante de una comunidad fanática tanto de la serie como de los juegos de DICE. Es una lástima lo que contrasta con el gran trabajo que están haciendo con Battlefield 4.