El primer paso de la dominación mundial que planea Valve, ya es público. SteamOS se puede descargar y probar.

Hay un completísimo FAQ donde pueden ir sacándose las dudas pero nuestra recomendación es que, si no están acostumbrados a Linux, ni lo intenten. Para empezar, el OS borra todo el disco antes de instalarse y luego -como es de esperarse- es una primera versión de prueba, que seguramente dé más dolores de cabeza que otra cosa.

Lo que más esperamos es que aparezcan esos jugosos benchmarks en donde se muestra como SteamOS hace rendir muchísimo más a nuestro hardware de lo que hace Windows/DirectX.

Se descarga de acá.

Si logran levantar un sistema con todo esto, están invitados a comentar sus propias experiencias en este mismo post.