Usando Frostbite 3, Dragon Age Inquisition quiere reinvindicarse con respecto al mediocre trabajo de Mike Laidlaw con Dragon Age 2 y esta vez se viene con todo. Parece que Witcher 3 ha encontrado competencia en materia gráfica -y gameplay.